Famosos

Para siempre, Lady Di

El 31 de agosto de 1997, la Princesa Diana, más conocida como Lady Di, murió en un accidente automovilístico que estremeció al mundo. Su muerte impactó a muchos, pero nadie lo sintió más que sus dos hijos, el Príncipe William y el Príncipe Harry, quienes solo tenían 15 y 12 años en ese momento.

Ahora, dos décadas después, no solo ellos recuerdan con orgullo el legado que dejó su madre, sino que el mundo se acuerda de la marca que dejó la princesa.

– Diana murió alrededor de la media noche del 31 de agosto de 1997, después de que su conductor perdiera el control de su auto. El vehículo chocó contra un pilar dentro del túnel Pont De L’Alma de París.

– El conductor de Diana, Henri Paul, y su novio, Dodi Fayed, también murieron en el hecho.

– Los paparazzi habían estado siguiendo el auto al momento del accidente.

– Los Príncipes William y Harry tenían 15 y 12 años cuando su madre murió.

– El funeral de Diana se realizó en la Abadía de Westminster.

– Un estimado de 2.5 billones de personas vieron la ceremonia.

– Sus restos fueron enterrados en una propiedad de la familia en Althorp.

– En 1999, una investigación francesa concluyó que Henri Paul estaba conduciendo en estado de ebriedad.

– En 2008, después de una investigación sobre la muerte de Diana, un jurado declaró que ella y Dodi murieron debido a un acto ilegal. Y aunque Henri Paul y los paparazzi fueron encontrados culpables, no se realizó ningún tipo de enjuiciamiento.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

To Top