Música

La mejor anécdota del Lollapalooza 2018

El sábado 17 fue la segunda jornada de Lollapalooza que tuvo como particularidad la anticipación de los shows por tormentas anunciadas para la noche. A las 22 ya debía terminar el último show. Así, con la grilla apretada, fueron pasando los principales artistas y hubo dos shows que quedaron en el podio: The Killers, Liam Gallagher  y Damas Gratis. Si bien Lana del Rey fue uno de los números importantes, los dos mencionados anteriormente son los que mejor conectaron con la gente. Otra particularidad ocurrió en el show de The Killers, cuando un joven mostró un cartel que decía «Tengo un sueño: tocar la batería con ustedes»., fue ahí que se vino el momento bizarro-emotivo.

 

El predio de San Isidro era una caldera, y Flowers decidió invitar al joven que mostró el cartel para cumplirle el sueño. La gente se hizo de paciencia para esperar que este llegue al escenario. Resulta que todo era una farsa, pues cuando llegó sólo se saludo a los integrantes y no sabía tocar. Inmediatamente el baterista Ronnie Vanucci tomó el lugar y continuó con el espectáculo.  Sucede que este muchacho no era el del cartel, sino un impostor que se lo había robado al dueño original. Desde la banda lo advirtieron e hicieron subir al verdadero dueño del cartel quien fue ovacionado, mientras Flowers se arrojó a una pileta vacía. Esa fue la gran sorpresa del Lollapalooza 2018.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mas vistas

To Top