Entrevistas

El punto justo entre el presente y el pasado

Todo Aparenta Normal presenta su cuarto trabajo discográfico, un álbum que abre un nuevo universo sonoro para la banda y habla del amor sin tapujos, ponderando el contacto humano por sobre todas las cosas. Este jueves 22 de octubre recorrerán todo su repertorio de más de 10 años de carrera en un show de streaming íntimo y especial.
Luego de conocer “Vivir Los Colores” – que les valió una nominación a los Latin Grammy 2019-, “Pandora” y “Berlin”, llega el cuarto álbum de la banda.
Un disco sincero que refleja la naturalidad propia de una banda que siempre va más allá y que tiene mucho para decir.
Compuesto en su mayoría en un viaje a Traful, El Último Abrazo Analógico presenta un camino hacia lo más originario, lo menos industrializado. Frente al “proceso de digitalización humana”, la banda de Don Torcuato resignifica el contacto personal y propone al abrazo como lugar de encuentro y de contacto más instintivo con el otro. En esta entrevista, el grupo profundiza sobre los complejos conceptos que brindan en su nuevo disco.

+ Gamba: AmigoS+Music tiene alto line up

¿El Último Abrazo Analógico puede hacer referencia a una era que termina? 
El Último Abrazo Analógico es una obra que desde el comienzo plantea la observación de un salto cultural en nuestra humanidad. Es un disco que nos pasea por una serie de procesos creativos que fueron acompañando el nacimiento de las canciones. Desde la dinámica más orgánica de los instrumentos, como lo es el ensayo en vivo y la concepción de las canciones desde la naturaleza, hasta el último paso de mezcla, que fue totalmente online y a distancia. Nos cuesta verlo como un disco que cuenta el fin de una era, sino como uno que avanza contra el viento y nos muestra que hay nuevos caminos posibles.

¿Cómo fueron los procesos de gestación, grabación y producción del disco?
El disco fue gestándose con la idea de ser un disco corto de no muchas canciones, pero con una sonoridad que ya veníamos imaginando. Como siempre arranca desde la sala compartiendo las primeras canciones y alimentándose de a poco de las que se fueron sumando, las que quedaron y las que no quedaron. Cuando ya teníamos las ideas cercanas decidimos hacer un viaje compositivo y nos hicimos un viaje a Traful, a unas cabañas que nos prestaron. Montamos toda la sala en una casita del árbol (con una vista voladora). Ahí trabajamos las canciones que quedaban y terminaron de aparecer algunas nuevas como «Mirador». Fue un proceso puramente creativo y enriquecedor para las canciones y para nosotros como grupo.
Unas semanas antes de entrar a grabar hicimos una pre-producción hermosa e intensa junto a Jero Romero.
Lo grabamos en el estudio «El mejor»,  donde estuvimos un mes seguido. Fuimos sin ingeniero y nos grabamos casi todo entre los cuatro,  como si estuviésemos en la sala, menos las baterías que fueron grabadas a lo último, de la mano Mariano Bilinkis . El proceso de grabación fue invertido al que se suele hacer, ya que se suele comenzar con la batería. Esto ayudó a condicionar el sonido y tamaño de la batería en base a el resto de la instrumentación.
Y se terminó de mezclar a distancia, por zoom, cada uno desde su casa. Encuarentenados.

¿Creen que en esta era digital ya empiezan a extrañarse cosas de la etapa más orgánica o analógica? 
Sí, totalmente. Hay algo que es irreemplazable y tiene que ver con el contacto humano, con la vibración. En nuestro caso fue muy relevante el día que volvimos a ensayar luego de muchos meses de estar aislados. Sentir la energía de la banda, el groove sin latencia, el masaje medular de los parlantes, eso es realmente único. Pero existe un contagio eufórico, energético y emocional que es capaz de viajar a través de pantallas, parlantes, auriculares y es lo que vamos a transmitirles a quienes vean nuestro próximo show streaming.

¿Cómo ven las nuevas camadas musicales? 
Somos muy conscientes de todxs lxs artistas nuevos que están surgiendo. Algunos son amigos, colegas, otros no, pero siempre estamos al tanto y explorando lo nuevo que sale. Creemos que la música nueva – contemporánea trae una riqueza que engloba toda la música que nos viene sucediendo como cultura. Hoy en día la tecnología hace que sea más fácil influenciarse y crear desde lo que más resuene con nosotros. Lo que sí, siempre fomentamos salir a ver bandas, bancar a los proyectos, compartir su música porque es parte del combustible artístico y tenemos que alimentar las expresiones.

¿Piensan hacer una presentación vía streaming de este disco?
Tenemos un show muy pronto y vamos a estar recorriendo toda la discografía y algunos varios temas del nuevo disco. Lo estamos preparando hace varios meses y le estamos poniendo todo. La onda es así: vamos a transmitir desde un estudio de grabación para que se escuche y se vea impecable. La idea es llevar el show 100% en vivo, con un momento de interacción para humanizar un poco el contacto. Es este jueves 22 de octubre  a las 22. Las entradas se compran por Passline y te mandan un link donde vas a poder ver el evento desde la comodidad de tu casa. Lo bueno de esto es que nos acerca a un montón de personas que viven muy lejos, y esta es la oportunidad de verlo desde cualquier parte del mundo.

Por Santiago Ramos
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mas vistas

To Top